sábado, 26 de mayo de 2012

Los dioses pop, Batman, Capitán América y demás morralla, según Agan Harahap, y sus antepasados, según los hermanos Marvellini.

Ah, los héroes de los tebeos nunca me cayeron bien del todo, chocaban con mi manía racionalista de entender las cosas en términos materiales. Pero luego, me di cuenta de que aquellos en los que me fiaba para entender el mundo y resolver sus contradicciones, Marta Harnecker, Lefevre, Toni Negri o Althusser jugaban en mi imaginación un papel semejante al que cumplían para otros el Capitán América, Batman o el Hombre chirimoya. A veces, incluso, era capaz de pasar, en cuestión de pocos segundos, de la tribu de los marxistas a la tribu de los deleznables héroes hijos de la alienación y reflejo de los peores sueños del imperialismo americano. Si me despertaba por la noche en pleno sueño, la pesadilla con Batman podía acabar en el salón, a altas horas de la madrugada,  frente a la tele, oyendo incrédulo a G. Albiac  hablar con L. Alberto de Cuenca sobre el concepto militar del honor. O, quizá, eso ha sido muchos años después, cuando los héroes americanos han demostrado una coherencia que le ha faltado a otros. Pero ya se sabe que el tiempo mítico no se mide con el calendario.

En fin, ahí va una lista, con algún añadido a la que hizo Sisa en su hermosa canción, mezclando a los del otro lado del océano con los británicos y los carpetovetónicos, todos ellos llamados a borrar las tristezas en una una casa llena de colores y perfumes:

La Harnecker, el Negri, Luisito Althusser, Albiac, Savater, Blancaneus, en Pulgarcito,als tres porquets, al gos Snoopy i el seu secretari l’Emili i en Simbad, l’Ali Babà i Gulliver, Jaimito!, Donya Urraca!, en Carpanta i Barba-azul, Frankestein i l’home llop, el compte Dràcula i Tarzan,la mona Xita i Peter Pan, la senyoreta Marieta de l’ull viu amb un soldat, els Reis d’Orient, Papà Noël, el Pato Donald i Pascual, la Pepa maca i Superman, senyor King Kong, senyor Astèrix i Taxi Key, Roberto Alcázar i Pedrín, l’Home del sac i en Patufet, senyor Charlot i Obèlix,  Pinotxo, la Monyos, la dona que ven globus, la família Ulises, el capitán Trueno amb patinet, la fada bona i Ventafocs en Tom i Jerry, la Bruixa Calitxa, Bambi i Mobby Dick, i l’emperadriu Sissí. Mortadelo i Filemó i Guillem Brown i Guillem Tell la caputxeta vermelleta el llop ferotge, el caganer, Cocoliso i Popeie.

Y si me apuran, el Cascos, el Aznar, el Zapatero y sus amigos, aunque a estos habría que darles de comer aparte, por cuestiones de protocolo y para no convertir el sueño otra vez en pesadilla.

Guerre Mondiali, l'intruso è un Supereroe1959 - Fidel Castro en Washington, según Hagan Harahap

showNextPhoto()

showNextPhoto()

Los antepasados de Batman, según los Hermanos Marvellini, Andrea y carlo (Copyright Foto Marvellini)

showNextPhoto()1941 - Heinrich Himmler en Minsk,  según Hagan Harahap

showNextPhoto()

showNextPhoto()

 

showNextPhoto()

Los antepasados de Capitán América, según los Hermanos Marvellini, Andrea y carlo (Copyright Foto Marvellini)

showNextPhoto()Popeye y Olivica, con cara de haba. Al fondo un antepasado de C. América, según los Hermanos Marvellini, Andrea y carlo (Copyright Foto Marvellini)

showNextPhoto()1944 – Soldados americanos en Cherburgo, en Normandía. El hombre araña, también conocido como la chirimoya, según Hagan Harahap

showNextPhoto()

Antepasado de El hombre araña, también conocido como la camuesa, según los Hermanos Marvellini, Andrea y carlo (Copyright Foto Marvellini)

Guerre Mondiali, l'intruso è un Supereroe1976 - La muerte di Mao Tse Tung, Pequín, según Hagan Harahap

Guerre Mondiali, l'intruso è un Supereroe1944 – Desembarco en Omaha, según Hagan Harahap

Guerre Mondiali, l'intruso è un Supereroe1968 – Saigón, según Hagan Harahap

Guerre Mondiali, l'intruso è un Supereroe1945 - Winston Churchill, F.D. Roosvelt y Josef Stalin en la Conferencia de Yalta, según Hagan Harahap

showNextPhoto()

Il nonno di Batman, in posa nello scatto d'epoca

showNextPhoto()

Parientes, más o menos cercanos, de Darth Vader (born Anakin Skywalker), algunos ya residentes en la urbe y otros todavía habitantes de sus amados pueblos, según los Hermanos Marvellini, Andrea y carlo (Copyright Foto Marvellini)

showNextPhoto()1941 – Moscú, , según Hagan Harahap. El Joker

showNextPhoto()

Antepasados de J. Nicholson, según los Hermanos Marvellini, Andrea y carlo (Copyright Foto Marvellini)

showNextPhoto()

Il nonno di Batman, in posa nello scatto d'epoca

Il nonno di Batman, in posa nello scatto d'epoca

Otros antepasados de héroes, más o menos vulgares, según los Hermanos Marvellini, Andrea y carlo (Copyright Foto Marvellini)

Performance flamenca de denuncia. La mala cabecilla de Rodrigo. Un rato, pero del bueno, por bulerías.

No me trajines más Rodrigo, que por tu mala cabecilla acabaremos furtivos, que por tu mala cabeza, Rodrigo, acabaremos furtivos.

En Bankia habían ganado 300 millones el año pasado, luego resultó que habían perdido 3000; dijeron que hacían falta 4000 para arreglar el pastel, luego que 7500 y ahora son 19.000. Eso en números redondos, que pa qué vamos a andar con migajas, si total, los directores, presidentes y consejeros siempre salen ganando y de rositas. En fin, que a los magos de la economía creo que les iría grande hasta la administración de una modesta comunidad de vecinos. Ya lo dijo Dívar, que las cantidades de sus viajes de trabajo dorado a Marbella eran miserias, de esas por las que uno no se plantea ni rellenar un documento, pero él bien que se las hacía pagar religiosamente, previa aprobación del contable de turno, no fuera que el chocolate del loro fuera el del oro.

07042012670

viernes, 25 de mayo de 2012

A 15 imágenes por segundo, From love to bingo, de Sophie Schoenburg y Marcus Kotlhar, no corta el hipo, sino vuela, la sucesión de fotos de Getty Images

Sophie Schoenburg, guionista, y Marcus Kotlhar, director artístico, a partir de más de cinco mil fotografías de los archivos de Getty Images"the world leading image database for creating and distributing visual contents", han realizado un video de un minuto en el que con 873, a razón de 15 al segundo, consiguen dar impresión de movimiento, un poco como se hacía pintando un monigote en distintas posiciones en las esquinas de un libro para después dejar las páginas a bastante velocidad con el pulgar. La cosa va tan de prisa que si uno intenta ver las fotos de una en una, por más que clique sobre la pausa, resulta casi imposible dar saltos de menos de tres fotos, por lo menos si se atiende al contador que aparece en pantalla.

El video se titula "Do amor ao Bingo em 873 imagens" (From love to Bingo in 873 images, De amor al Bingo en 873 imágenes) y cuenta una especie de vida prototípica, en la que, sin embargo, ocurre un suceso inesperado, un premio al bingo que le cambia la vida al ganador. Si divido por diez las 873 imágenes quedan 87, lo cual traducido a años es una edad respetable a la que me gustaría llegar. Tengo 53. No sé bien si eso corresponde a  la imagen 503, una tormenta, por cierto, con un cielo bien oscuro, o a  la imagen 530, la radiografía de un esqueleto. Puestos a escoger, no me quedo con ningura, ni con el augurio de que llega el infortunio ni con las pruebas médicas, pero en fin, a´si de cruel es no poder evitar que las imágenes vayan pasado. Me consolaré con la cercanía del premio.

 

El coro de la E.O.I.1 de Zaragoza canta ya como algunos ángeles. El recital de fin de curso, miércoles, 23 de mayo de 2012.

El asno ornea, la cigüeña crotora, el cuervo urajea, el cisne vozna, el pato parpa, el ratón musita, cuchichea la perdiz, grilla el grillo, trisa la alondra, zurea la paloma, himpla la pantera, ajea otra perdiz, el jabalí arrúa, el elefante barrita, yo hablo demasiado fuerte, gañe algún perro, tú ya no me dices ni mu, y el coro canta cada vez mejor y con un repertorio más amplio.
23052012074 (3)


23052012077
Pilar Marqués, directora del coro, en una de las dos arias que interpretó.

Clica aquí para ver otras tres fotos y para leer un inventario sentimental de voces.

Clica aquí para leer el curriculun vitae de la directora, los nombres de los componentes del coro y el programa que interpretaron.

jueves, 24 de mayo de 2012

Amores dispares: Morará el lobo con el cordero, y el leopardo con el cabrito se acostará. El idilio cotidiano entre Silvestre y Piolín. Nada que ver,…no obstante, tuttavia, et pourtant,…

Desde ese momento, los perros le tuvieron un gran respeto a Lola. Tenían toda clase de consideraciones para ella; ella tenía muy pocas para ellos. Les usaba el bebedero como bañadera; a la hora de la comida, nunca se conformaba con su plato, e invadía el de ellos, sirviéndose lo que se le antojaba. Al bulldog lo convirtió en transporte privado. Se posaba sobre su amplia anca, y trotaba por el jardín como un jinete que monta en pelo en un circo. De noche acampaba junto al hogar, y se acurrucaba entre los perros, que si amenazaban con moverse, o perturbar su des­canso de cualquier manera, los picoteaba.

Truman Capote, Lola.

Él tiene siempre calor; yo, siempre frío. En verano, cuando hace verdaderamente calor, no hace sino lamentarse del gran calor que tiene. Se indigna si ve que, por la noche, me pongo una rebeca. Él sabe hablar bien varios idiomas; yo no hablo bien ninguno. Él logra hablar, a su modo, hasta los idiomas que no sabe. Él tiene un gran sentido de la orientación; yo, ninguno. En las ciudades extranjeras, después del primer día, él se mueve con la ligereza de una mariposa. Yo me pierdo en mi propia ciudad; tengo que preguntar para volver a mi casa. Él odia preguntar; cuando vamos por  ciudades desconocidas, en coche, no quiere que preguntemos a nadie y me ordena que mire el plano. Yo no sé mirar los planos, me armo un lío con los circulitos rojos, y él se enfurece. A él le gustan los museos, y yo los visito haciendo un esfuerzo,con una desagradable sensación de deber y de fatiga. A él le gustan las bibliotecas; yo las odio. Le gustan los viajes, las ciudades extranjeras y desconocidas, los restaurantes. Yo me quedaría siempre en casa, no me movería nunca de ella.

No obstante, …tuttavia, et pourtant je n’aime que toi.

(Fuente)

El texto original:

Lui ha sempre caldo; io sempre freddo. D’estate, quando è veramente caldo, non fa che lamentarsi del gran caldo che ha. Si sdegna se vede che m’infilo, la sera, un golf.

Lui sa parlare bene alcune lingue; io non ne parlo bene nessuna. Lui riesce a parlare, in qualche suo modo, anche le lingue che non sa.

Lui ha un grande senso dell’orientamento; io nessuno. Nelle città straniere, dopo un giorno, lui si muove leggero come una farfalla. Io mi sperdo nella mia propria città; devo chiedere indicazioni per ritornare alla mia propria casa. Lui odia chiedere indicazioni; quando andiamo per città sconosciute, in automobile, non vuole che chiediamo indicazioni e mi ordina di guardare la pianta topografica. Io non so guardare le piantre topografiche, m’imbroglio su quei cerchiolini rossi, e si arrabbia.

Lui ama il teatro, la pinttura, e la musica: soprattutto la musica. Io non capisco niente di musica, m’importa poco della pittura e m’annoio a teatro. Amo e capisco una cosa sola al mondo, ed è la poesia.

Lui ama i musei, e io ci vado con sforzo, con uno spiacevole senso di dovere a fatica. Lui ama le biblioteche, e io le odio.

Lui ama i viaggi, le città straniere sconosciute, i ristoranti. Io resterei sempre a casa, non mi muoverei mai.

… tuttavia…, no obstante, et pourtant.


N. Ginzburg, Le piccole virtù, Einaudi, Torino 1992.

Hace pocos meses apareció en este blog otra entrada sobe amistades dispares. La reproduzco resumida a continuación:

Amistades dispares, días impares.

Guardian publica una serie de fotos de amistades dispares, cada una de ellas con una breve reconstrucción de cómo los amigos llegaron a encontrarse. Es muy probable que dentro de un rato esta entrada anocillada haya desaparecido. Ni el frío reinante podrá darle una consistencia aceptable. Pero hay días en los que no cabe sino empalagarse hasta el hartazgo para después rebotar, salir de esas nubes que se instalan a la altura de las sienes, porque ya no hay balleneros en los uno se pueda que enrolar,  la solución de Ismael cuando sus ojos comenzaban a nublarse.

Por mi parte, un pequeño esfuerzo por acomodarme en la amargura consistiría en decir que seguramente uno de los dos amigos se chivará del compañero o que el más grande se zampará al otro a la vuelta de la esquina o cuando se gire el fotógrafo, pero eso también pasa con los vecinos del quinto, los mismos de los que los inquilinos de otros pisos suelen decir que eran personas muy normales, con los que se saludaban siempre al cruzarse y a los que no habían oído nunca levantar la voz…Pero todo eso serían burdas racionalizaciones del disgusto.

Las historia y las fotos parecen provenir de un libro en el que se cuentan 50 casos de cariños insólitos:

Unlikely Friendships
By Jennifer Holland

Paperback (other formats)

RRP £9.99

Cabe preguntarse si son tan insólitos o de lo más comunes. Viendo la obsesión y el éxito de las películas de C. Eastwood, que todas tratan de insólitas afinidades electivas, más poderosas que las de la sangre, uno diría que los amores entre Almudena y Benina son de lo más común. Lo podría confirmar la cita bíblica que, como siempre, ya lo anunciaba:

"Isaiah" 11:6: "The wolf shall dwell with the lamb, and the leopard shall lie down with the young goat, and the calf and the lion and the fattened calf together; and a little child shall lead them" (Morará el lobo con el cordero, y el leopardo con el cabrito se acostará; el becerro y el león y la bestia doméstica andarán juntos, y un niño los pastoreará)

unlikely-animal-friendships-in-pictures

The potbellied pig and the rhodesian ridgeback                     Photograph: Fame/Barcroft

Unlikely animals friends: The macaque and the cat

The macaque and the kitten (Photograph: Anne Young)

Unlikely animals friends: The African elephant and the sheep

The African elephant and the sheep (Photograph: Rex USA)

 

Unlikely animals friends: The greyhound and the owletThe greyhound and the owlet (Photograph: Rex USA)

Unlikely animals friends: The pitbull, siamese cat and chicksThe pitbull, siamese cat and chicks (Photograph: Helen J Arnold)

imageÉ un incontro di mani quest’amore (Foto: Melmoth)

Dicho en serio:

Eros y mística -

No se ama de verdad a una persona a causa de sus cualidades en sí, a causa de aspectos universales y enumerables que encontramos en ella – y que atraen, sino, por el contrario, a causa de su inexplicabilidad. Amar al máximo es amar inexplicablemente, a pesar de esto y aquello –es crear uno mismo los motivos que creemos que debemos tener para amar a ese ser. La alegría de esa creación, su fragilidad aparente que, sin embargo, triunfa sobre la evidencia. Amar es someterse a un acto positivo que cumplimos, y cuanto más enérgico es el acto, más resistencia encuentra en el hecho, más lo hacemos a disgusto y con entusiasmo, más amamos. Y en eso el amor puede compararse a una mística, con todos los caracteres de una mística; hasta en los reproches que se hace el enamorado por amar menos en tales momentos (1922. T, VIII, 795.)

val

Cuadernos (1894-1945)
Paul Valéry
Selección e introducción de Andrés Sánchez Robayna
Traducción de Maryse Privat, Fátima Sainz y Andrés Sánchez Robayna
Galaxia Gutenberg / Círculo de Lectores, Barcelona, 2007, p., 263-264


 

Otros videos del pollito y el gato:

http://www.youtube.com/watch?feature=endscreen&NR=1&v=YzHxBZp4lto

http://www.youtube.com/watch?v=vh9LLOQ8vpA&feature=relmfu

http://www.youtube.com/watch?v=iMxeZpWdbH4&feature=relmfu

miércoles, 23 de mayo de 2012

Las grandes exposiciones rastrillo (antiquariato e modernariato) del arte contemporáneo.

Hace tiempo que los museos de arte contemporáneo adquieren todo su esplendor cuando las exposiciones temporales los convierten en rastros o tiendas de anticuarios de medio pelo. Las colecciones permanentes conservan todavía, en la mayor parte de los casos, 10032012582obras tradicionales, en el sentido de no suelen quedar dudas de que se trata de cuadros o esculturas, aunque las fronteras con otro tipo de artilugios no sean infrecuentes, por lo menos desde que los objetos encontrados adquirieron  categoría museística. Pero es seguramente cuando se juntan varias exposiciones de cacharros, instalaciones, escaparates, recreación de talleres o ambientes domésticos, a veces en puntos no muy distantes de una misma ciudad - los centros culturales se atraen en el espacio-, cuando se hace más  evidente19112011235 la tendencia a recrear  un universo semejante al de los rastros o las tiendas de los anticuarios de medio pelo, plagadas de objetos agonizantes que buscan una segunda oportunidad, prolongar su vidas, reencarnándose, con suerte, en fetiches culturales, sentimentales. El artista se convierte en una mezcla de mecánico y escaparatista, en un ingenioso chamarilero que, lejos de artista brujo, creador a partir de la materia informe, la piedra, el lienzo, le vide parier qui la blancherur défend, permite que los juguetes, los envases, los desperdicios, los muebles viejos, las máquinas rotas, entren en el mundo del arte, en el que cada átomo se carga de significado y, con suerte, de valor convertible en dólares.

1911201110119112011104

19112011078

martes, 22 de mayo de 2012

James Taylor, un pecado de adolescencia siempre pendiente.

A principio de años setenta, después de comer, con algo de timidez, porque no sabía bien si a mi hermano le gustaba o le fastidiaba, me sentaba junto a él en un sofá cama cubierto por una áspera colcha de cuadros rojinegros y unos cojines a juego de respaldo. Creo que, en realidad, no me sentaba junto a él, sino que me acurrucaba en la zona en penumbra, al otro lado de un radiocasete en el que oíamos Vuelo 605, el programa que Ángel Álvarez hacía en la sobremesa entre semana. Apretando dos botones del aparato, play y record,  al mismo tiempo, se podían grabar las canciones que sonaban. Alguna vez,  salía disparado del cuarto de estar con los dedos ya preparados para la operación y me encontraba con que mi hermano no quería absolutamente esa canción o quizá ya la estaba grabando él mismo, sentado en la parte noble del sofá, junto a la mesa en la que había una lámpara. No sé, la verdad, si su actitud era hostil o amistosa, una bruma ambigua envuelve esas lejanas escenas, supongo que las dos cosas al tiempo. Era su cuarto y yo el pequeño. Tampoco sé si jugábamos a darnos patadas o nos las dábamos de verdad en el sofá, cuando A. Álvarez se ponía pesado o había publicidad.
Eran años en los que los ladrillos culturales con los que yo intentaba hacerme una casa provenían más bien de la fábrica de otro hermano mío, firmemente comprometido con los movimientos ilegales de izquierda, curioso impenitente, consumidor de cualquier libro, del tema que fuese, cualquier película, que se alejara de lo burdamente comercial, y, algo menos, cualquier disco, sobre todo si estaba enmascarado bajo pretenciosas añagazas de refinamiento o sentimentalidad. Pero por entonces aún no se habían afirmado mis gustos ni tenía la suficiente fuerza de voluntad como para disciplinarlos, someterlos a criterios ideológicos rigurosos que los hicieran coherentes con el personaje que empezaba a diseñarme a medida y que con el paso de los años acabaría siendo.
Mi hermano grababa a James Taylot, I’ve seen rain, I’ve seen fire, pero yo sabía que al otro hermano le gustaba más Dylan, when the rooster crows at the break of dawn, y todavía más Big Bill Broonzy, if you was white, should be all right, If you was brown, stick around, but as you's black, hmm brother, get back, get back. Así es que oía con el rabillo de la oreja a Taylor y sus dulces melodías, porque eran años de ortodoxia marxista, de vanguardias obreras o estudiantiles y se empezaba por ceder a un capricho burgués para acabar en manos del enemigo. Pero el rabillo del oído se quedaba con la copla, de vez en cuando le volvía en forma de molesto  tatareo, y la mirada del adolescente que era yo soñaba con una amiga a que poder llamar,  winter, spring, summer or fall,  porque all you have to do is call.
Con los años, lo no disfrutado, algunas de aquellas aficiones pendientes, lecturas intrascendentes descartadas, comedias no vistas, volvieron periódicamente a seducirme. Cuando Taylor publicó uno de sus mejores discos, Hourglass, me decidí a comprarlo y bien que lo disfruté. Descubrí que su tristeza no era sólo un empalago superficial.
Han pasado los años, y cada vez que de viaje a Madrid en el autobús no sé qué oír ni cómo entretenerme, acabo jumping up behind him. Hace poco hizo una mini tournée en la que incluyó un par de conciertos en España. No fui a verle, desde luego, creo que no lo hubiera hecho ni aunque tocara en mi ciudad, porque sigo siendo más del equipo de mi otro hermano, de gustos difíciles, pero Taylor tiene algo en la manera de cantar, que always seems to make me change my mind.
Durante esa gira, concedió esta estupenda entrevista en Italia, en la que explica su manera de componer y tocar e interpreta alguna de sus canciones más conocidas:

                

En algún momento, he asociado la figura de Enrique Urquijo, el malogrado músico español, a la deTaylor, quizá por la densidad de algunas de las composiciones de los dos músicos, ambos creadores de calado medio escondidos bajo apariencia de ligereza y tristeza pasajera. He aquí las declaraciones que Taylor hizo hace unos años sobre otra de las experiencias compartidas con Urquijo, la de la droga:
"Las drogas son esencialmente aburridas y una pérdida de tiempo. Es tener la misma experiencia una y otra vez. Realmente, sustituyes las experiencias vitales por la droga; básicamente, reduces tus vivencias a una especie de anestesia química. Es tedioso, aterrador y deprimente. Al principio parece que funciona, te hace sentir mejor, más sociable, más echado para delante y con más éxito, y confortable. Pero, al final, la cuestión es que tienes suerte si no te mata o no mata a cualquier otra persona. Te dices que nunca más volverás a probarla una y otra vez. Cada mañana en la que te levantas enfermo, dices ‘nunca más’. Hay momentos terriblemente humillantes y descorazonadores, momentos clave, como presentarte delante de tus hijos totalmente drogado o quedarte dormido en una cena de Acción de Gracias por efecto de las drogas o el alcohol, o levantarte por la mañana y tener que dedicar tres horas a buscar tu coche porque no tienes ni idea de dónde lo has aparcado. Mi momento clave fue con la metadona: cuando tienes que viajar, te dan la cantidad necesaria. Recuerdo que tuve que hacer un viaje a Japón y, una semana antes de marchar de gira, me dijeron que la ley allí impedía introducir ninguna sustancia. No podía cancelar la gira. Me armé de valor y viajé sin la metadona. No podía comer nada, tenía convulsiones, como un animal enjaulado y loco en la habitación. Fueron dos semanas de mono y ahí lo supe. Ahora estoy recuperado”.

                                       

lunes, 21 de mayo de 2012

Recital de fin de curso del Coro de la E.O.I., 1 de Zaragoza

Recital de fin de curso
Coro de la E.O.I.,1 de Zaragoza, dirigido por Pilar Marqués

Día 23 de mayo a las 20.00 h. en el Salón de Actos
Entrada libre

image

CORO
Teresa Artajona
María Jesús Bello
Susa Boldova
María José Fernández
Gloria García
Pilar García
Teresa Gimeno
Ángela Málaga
Gloria Salanova
Charo Sánchez
Elena Sancho
David Sanz

DIRECTORA
Pilar Marqués

PIANISTA
Serhiy Polyvka


PROGRAMA


Trabakantuak 1 ...................................... David Azurza.
Voi sur ton chemin ................................ Bruno Coulais
Barcarola ............................................... Jacques Offenbach
Le chat ................................................... Melodía jazz
Edelweis ................................................ Rogers/ Hammerstein
Scarborough fair..................................... Popular inglesa
Der Schnee zerrinnt................................ Franz Schubert
Yerushalayim zel Zahav ........................ Naomi Shemer
Viva tutte le vezzose.............................. Felice Giardini

Ne poj, krasavitsa .................................. Sergei Rachmaninov
O mio babbino caro ............................... Giacomo Puccini

María Pilar Marqués Fernández, directora del coro, es natural de Zaragoza, donde inició sus estudios musicales a los 8 años. Obtiene el grado medio de canto en el conservatorio de dicha localidad. Continúa sus estudios en el Conservatorio Superior de Música de Valencia Joaquín Rodrigo, donde finaliza la carrera de canto con Charo Vallés. Al mismo tiempo, asiste a clases magistrales con Carlos Chausson, Miguel Zanetti, Robert Expert yWolfram Rieger.

Asimismo, se ha formado como directora con profesores como Enrique Azurza, Nuria Fernández, Javier Busto, Marcos Castán, Maite Oca, Carl Hogset, Oystein Fevang, Vaclovas Augustinas, Naomi Faran, Digna Guerra, Lone Larson, Tone Bianca Fritz ter Wey, Electo Silva y Gary Graden, entre otros.

Ha trabajado como directora, cantante solista y cantante de coros en diversas asociaciones musicales españolas e italianas con obras como, Kronungmesse (Mozart), Beatus Vír (Vivaldi), Messe Solennelle de St. Cecilia (Charles Gounod), Weihnacht-Oratorium (Saint-Saens), Mathaus Passion Johannes- Passion (Bach), ha formado parte también durante la temporada de ópera del coro del Palau de les Arts Reina Sofía de Valencia bajo la dirección de Lorin Maazel.

Actualmente, es también la directora del coro del Colegio Alemán San Alberto Magno de Zaragoza.

domingo, 20 de mayo de 2012

Antes y después de un terremoto en Italia

Tiembla de nuevo Italia a causa de los terremotos, que esta vez se han vuelto a cobrar víctimas mortales y provocado enormes destrozos en las provincias emilianas de Módena y Ferrara.
Terremoto in Emilia, l'Italia trema
(Fuente)
La copertina del libroHace no mucho apreció un hermoso libro de Gianni Berengo Gardin (L'Aquila prima e dopo, Contrasto, pp. 146). En 1995, el prestigioso fotógrafo italiano realizó un reportaje dedicado a L’Aquila, la ciudad que en 2009 fue devastada por un seísmo de grandes proporciones. Tras el terremoto,  Berengo volvió a fotografiar los mismos lugares, tal y como habían quedado. El resultado es sobrecogedor. Se tiene la sensación de que en los pocos segundos o minutos de duración del terremoto se hubieran producido los mismos daños que podrían, si acaso, ser el resultado de miles de años de inevitable desgaste ajeno a las grandes calamidades. Parece que, de repente, el tiempo se hubiera acelerado, que una anomalía brutal, impensable, inconcebible, se hubiese desencadenado. Un acontecimiento semejante, como la muerte,por más que se repita -e Italia es tierra abonada a los seísmos-, cuando llega parece que siempre ocurre por primera vez, tal es su fuerza inclemente y renovada. No debería ser así para los servicios de prevención y ayuda, demasiadas veces insuficientes, pero da la impresión que en la vida cotidiana del común de los mortales es difícil hacer un hueco permanente al miedo, parece que condicionar la existencia a una amenaza tan incierta haría el vivir insoportable.
He aquí alguna imágenes del antes y después de las zonas nobles de la ciudad retratadas por Berengo:
(Fuente)
L Aquila prima e dopo: il libro
showNextPhoto()
Piazza S. Margherita. Il Palazzetto dei Nobili e Palazzo Camponeschi
L Aquila prima e dopo: il libro
L Aquila prima e dopo: il libro
Campane della Chiesa di S. Marco (sec. XV)
L Aquila prima e dopo: il libro
L Aquila prima e dopo: il libro
Corso Vittorio Emanuele II. Da sempre punto di passaggio privilegiato per la città

http://espresso.repubblica.it/multimedia/lista/fotogallerie/31817284/1